Las Navidades han terminado, ¿y ahora qué?

vacaciones_navidad_vuelta

Después de las Navidades, toca volver a la rutina. Y, con ella, a los temidos lunes, los madrugones, los atascos y toda esa lista de tareas pendientes que dejamos para este nuevo año que acaba de comenzar. El panorama, seamos sinceros, no es el más alentador para la plantilla: tus trabajadores necesitan una dosis extra de motivación y tú, como responsable de Recursos Humanos, tienes que dárselo. ¿No sabes cómo? No te preocupes porque, gracias a la última edición del estudio ‘2016 Trends in Global Employee Engagement’ de la consultora internacional de RRHH AON Hewitt, tendrás más claro cómo conseguirlo.

Este documento, que analiza el grado de compromiso de los trabajadores de todo el mundo y cuyas conclusiones puedes descargar aquí, demuestra que las empresas se han dado cuenta de lo importante que es cultivar la fidelidad de sus empleados y, por eso, han incluido medidas de ‘engagement’ en sus políticas corporativas. Como resultado de esta mayor implicación, en términos generales, el compromiso de los trabajadores ha mejorado en tres puntos porcentuales en un año, alcanzando el 65% en 2015. En el caso particular de España, el grado de compromiso de los trabajadores ronda el 63%, por lo que no alcanza esa media mundial, aunque cabe destacar que sí supera la europea, que se sitúa en torno al 60%, e incluso está por encima de países vecinos, como Francia, Reino Unido o Polonia. 

Si quieres que tu empresa también pueda presumir de altos niveles de compromiso, AON Hewitt te recomienda prestar atención a tu marca y fortalecerla para así hacerla más atractiva para tus trabajadores. Asimismo, cree que es fundamental reconocer el valor de su trabajo y diseñar planes de desarrollo horizontal y vertical que garanticen su movilidad dentro de la empresa. En este sentido, es importante que la organización ofrezca oportunidades reales de crecimiento y que tenga en cuenta la opinión de los empleados, puesto que solo escuchando sus necesidades será capaz de satisfacerlas.

Desde el Grupo Castilla estamos totalmente de acuerdo con las recomendaciones de la consultora estadounidense, que asegura que cambiar gestos del día a día para que tus empleados se sientan más valorados y queridos. ¡Y qué mejor que este comienzo de año para empezar a hacer las cosas bien!

1. Sé flexible

La flexibilidad, tanto en espacio como en tiempo, es uno de los aspectos más valorados por la plantilla. En estos primeros días del año, en el que cuesta un poco más volver a estar al 100%, se puede ser más indulgente con los trabajadores y dar cierta libertad para recuperar su ritmo de trabajo.

2. Limita el volumen de trabajo

Es verdad que, a pesar del parón navideño, la vida sigue y el trabajo no nos va a esperar. Pero, gestionar la carga de trabajo de manera gradual da mejores resultados con los empleados.

3. Organiza encuentros de bienvenida

En estos primeros días del año, puedes preparar algún desayuno informal en la oficina, que permita a los empleados charlar en un ambiente distendido durante unos minutos. Seguro que te lo agradecerán.

4. Valora su regreso

Como profesional de Recursos Humanos sabrás que una empresa, sin sus trabajadores, no puede funcionar. Por eso, puede ser una gran idea aprovechar la vuelta de las fiestas navideñas para demostrarles que son parte fundamental del engranaje. Con frases como: ‘me alegro de verte’ o ‘qué bien que ya estés de vuelta’ aumentarás su autoestima.

5. Fija objetivos ambiciosos y motivadores

Seguro que tú ya tienes hecha tu lista de propósitos para este 2017. ¿Por qué no te sientas con tus empleados para que te cuenten qué les gustaría conseguir este nuevo año? Desde luego, no habrá mejor momento para fijar objetivos de cara a la empresa.